Slide background
Slide background
Slide background

Serums y tratamientos intensivos

En Stock

El Agua Termal Avene  50 ml, es ideal para recuperar la ...

IVA incluido3,15 €
0,55 €
En Stock

El Agua Termal Avene 300ml es ideal para recuperar la piel ...

IVA incluido12,55 €
2,18 €
En Stock

Llévate de REGALO un bonito y práctico neceser con la ...

IVA incluido16,00 €
2,78 €
En Stock

Peeling que ayuda a mejorar, de forma eficaz, la textura de ...

IVA incluido34,40 €
5,97 €
En Stock

Llévate de REGALO este bonito y práctico Neceser al comprar ...

IVA incluido15,90 €
2,76 €
En Stock

El sérum facial Hydro Boost de Neutrogena enriquecido con ...

IVA incluido17,35 €
3,01 €
En Stock

El Agua Termal Avene es ideal para recuperar la piel ...

IVA incluido9,45 €
1,64 €
En Stock

¿Te notas la piel seca, tirante e incómoda? Por mucho que ...

IVA incluido27,50 €
4,77 €
En Stock

¿Estas harta de las espinillas? ¿Buscas una solución que ...

IVA incluido14,50 €
2,52 €
En Stock

¿Quieres corregir las arrugas y tener la piel más ...

IVA incluido45,36 €
7,87 €
En Stock

Bioderma Sensibio Mild Cleansing Foaming Gel está indicado ...

IVA incluido12,94 €
2,25 €
En Stock

Endocare Expert Drops Despigmenting Protocol presenta un ...

44,95 €
IVA incluido39,95 €
6,93 €
ahorras 5 €
En Stock

Ideal para controlar la picor y descamación que cursan con ...

IVA incluido25,95 €
4,50 €
En Stock

¿Necesitas un tratamiento intensivo para el acné? Vinopure ...

IVA incluido27,18 €
4,72 €
Pocas unidades

El secreto para cuidar e hidratar las pieles sensibles, es ...

IVA incluido23,20 €
4,03 €
Pocas unidades

Avene loción Suavizante es el tónico perfecto para ...

IVA incluido18,40 €
3,19 €
Pocas unidades

Endocare tensage presenta un potente tratamiento antiedad ...

46,50 €
IVA incluido41,50 €
7,20 €
ahorras 5 €
Página 1 de 3

Serums y tratamientos faciales intensivos en casa

El cuidado de la piel es indispensable y diferente para cada persona. Una piel cuidada y protegida, es una piel que está hidratada, que se enfrenta bien a las agresiones externas y que parece joven y elástica. Y hay que tener un especial cuidado a la hora de elegir tratamientos faciales, ya que muchas veces es necesario utilizar serums o tratamientos intensivos, ya que la piel del rostro es mucho más delicada.

Así que si quieres tener la piel del rostro bien cuidada, necesitas un tratamiento facial que te permita cuidarla adecuadamente. No todas las pieles son iguales y no todas las pieles necesitan lo mismo. Tienes que estar atenta a las indicaciones de Farma13, para tener la piel del rostro perfecta.

¿Qué es un tratamiento facial?

Cuidar de la piel debe convertirse en una rutina diaria, ya que la piel es algo externo y necesita unos cuidados específicos. Cuando te lavas el rostro y te pones una crema hidratante facial, cuidas de tu piel. ¿Pero qué es un tratamiento?

El tratamiento facial hace referencia a un cambio de rutina. Un cambio de dirección, para poder tratar algunas anomalías o problemas con la piel del rostro, como:

  • Piel apagada
  • Descamación facial
  • Rojeces
  • Piel seca o muy grasa
  • Bolsas en los ojos
  • Primeras líneas de expresión
  • Manchas de la edad

En muchas ocasiones, este tipo de problemas o anomalías precisan el uso de serums intensivos o tratamientos faciales intensivos, ya que una crema normal no es suficiente para combatirlos. En estos casos, te recomendamos conocer bien el tipo de piel y el problema que presenta para poder tratarlo en profundidad y de la forma adecuada.

Aprende a identificar tu tipo de piel

No todas las pieles son iguales, por lo que no todas las pieles reciben el mismo tratamiento. Descubre qué tipo de piel tienes:

  • Piel normal: presenta un aspecto saludable. No se ve reseca y tampoco tiene los brillos propios de la grasa.
  • Piel grasa: cuando el rostro segrega más sebo de lo normal. Suelen aparecer brillos por todo el rostro debido a las glándulas sebáceas del rostro. Estas pieles son muy flexibles, pero también son más propensas a ensuciarse.
  • Piel seca: las glándulas sebáceas actúan poco. El rostro se ve seco y en casos más extremos, se puede observar una ligera descamación.
  • Piel mixta: la zona T o la que ocupa la nariz, el mentón y la frente, son grasas, mientras que el resto de la piel de la cara, es seca.
  • Piel sensible o atópica: es una piel que se enrojece rápidamente o que reacciona a mucha polución o la fricción excesiva. Este tipo de piel es muy delicada.
  • Piel con acné: se trata de una piel muy delicada. Este tipo de piel suele estar muy dañada y es muy sensible. Necesita jabones antiacné para el rostro y cremas hidratantes faciales que ayuden a equilibrar la regulación de sebo de la cara.

Con la ayuda de un tratamiento intensivo, se consiguen frenar esos problemas que han surgido y devolverle el aspecto saludable y natural de la piel del rostro.

Beneficios de los tratamientos intensivos

Utilizar un tratamiento facial intensivo permite mejorar la piel del rostro de la siguiente forma:

  • Limpia la piel de manera profunda y elimina impurezas
  • Regula la producción de sebo del rostro
  • Mejora la elasticidad de la piel
  • Devuelve un tono más saludable al rostro
  • Elimina las primeras arrugas de expresión
  • Elimina las bolsas y las ojeras
  • Renueva la piel
  • Protege la piel

¿Cómo cuidar la piel del rostro con tratamientos intensivos y serums?

Una vez que se aprende a identificar el tipo de piel y las necesidades del rostro, es hora de elegir el tratamiento facial más adecuado. Pero cuidado. Antes que nada, necesitas aprender a cómo cuidar de la piel del rostro. Necesitas unos pasos previos. No puedes llegar a casa y echarte directamente en el rostro, una crema antiedad.

Sigue una pequeña rutina para saber cómo aplicar los tratamientos más adecuados. Y dependiendo de tu tratamiento, podrás ir aplicándolo en el momento que le corresponda.

Eliminación del maquillaje

Con la ayuda del agua micelar, podrás eliminar de manera eficaz los restos de maquillaje. Limpiar el rostro solo con agua y jabón, no es suficiente si hay restos de maquillaje.

Limpieza facial

Al presentar problemas o anomalías en el rostro es necesario utilizar productos especiales de limpieza facial. Puedes utilizar por ejemplo, una espuma especial para la limpieza facial si la piel de tu rostro es delicada.

Si has estado expuesta a mucha contaminación, usa un cepillo de limpieza facial para enjabonarte. También puedes usarlo para ayudarte a remover el maquillaje facial después de todo un día con él puesto. Recuerda que se usa en círculos y sin apretar.

Exfoliación facial

Se recomienda una vez a la semana, para limpiar la piel en profundidad. Hay muchos exfoliantes que son delicados con la piel del rostro. Después de lavar la cara, emplea un exfoliante más profundo, al menos una vez a la semana.

Secar el rostro

Apretando suavemente, no arrastrando. Cuando arrastras y frotas la piel del rostro, comienzas a irritarla y a dañarla. Evita hacer eso.

Sérum facial

Para aportar las vitaminas o los principios activos que buscamos. Con la piel seca, solo tienes que echar unas gotas del serum facial. Puedes obtener el sérum facial en forma de ampollas o con una mascarilla. Tienes que dejar que la piel lo absorba sola y ayudarle, dando unos suaves golpecitos con las yemas de los dedos.

Hidratar la piel

Con una crema hidratante adaptada a tu tipo de piel. Si tu piel es seca, podrás usar una con una base de manteca de karité, por ejemplo, gracias a sus  propiedades emolientes. Pero si es más bien grasa, necesitarás una crema más refrescante. Aquí puedes aprovechar para ponerte una crema antiedad.

Piel cuidada en cada momento

Cuidar de tu piel con un tratamiento intensivo es algo muy beneficioso que notarás a los pocos días. Pero no todos los días tenemos la misma rutina. Es decir, dependiendo del momento, puede que necesites algunas ayudas extras, para el cuidado de la piel. Por ejemplo:

  • Protector solar facial: a todos nos gusta salir a la calle al calor del verano, pero eso no significa que seamos inmunes a los rayos del sol. Necesitamos un protector solar que mantendrá la piel de tu rostro protegida del sol y sus efectos negativos.
  • Despigmentante facial: muy relacionado con el punto anterior. Exponerse al sol de manera desproporcionada provoca la aparición de manchas en el rostro. Puedes tratarlas con un despigmentante.
  • Revitalizante facial: si estás agotada de todo el día trabajando y aún te queda día, recupera una piel luminosa y hermosa con la ayuda de las ampollas ricas en vitamina C.
  • Brumas: para mantener la piel refrescada e hidratada de manera rápida y sencilla. No puede faltar en tu bolso, especialmente los días de sol.

La piel del rostro es delicada, pero eso no significa que no puedas tratarla. Con el tratamiento facial adecuado, siempre lucirás una piel joven, hidratada y protegida.

¿Quieres saber más sobre el cuidado facial? En Farma13 podrás encontrar todos los productos que necesitas en el catálogo. Solo tienes que pasearte por allí, para encontrar tu tratamiento ideal.